In Actualidad

Por Gloria Arbonés*

FILOSOFÍA Y POSVERDAD

Cuando te hacen creer una mentira,
la verdad te parecerá increíble.
(Leído por ahí)

Hay conceptos que parecen esencialmente enlazados, como verdad, realidad y mentira. Podemos definir la verdad como la correspondencia entre una afirmación y los hechos, es decir con la realidad a la cual dicha afirmación se refiere. En este sentido, la mentira suele presentarse como su opuesto.

Sin embargo, las cosas no son tan sencillas, y la filosofía, o mejor dicho los y las filósofas han contribuido a complicarlas un poco porque el tema de la verdad -como dice José Pablo Feinmann- le pertenece y le corresponde a la Filosofía.

Hace 2500 años, en la Grecia clásica, el enfrentamiento principal entre filósofos y sofistas fue, justamente, la verdad. Los filósofos acusaban a los sofistas, entre otras cosas, de priorizar la persuasión y la retórica por sobre la verdad. Es muy interesante analizar la evolución de estos conceptos y su relación a lo largo de la historia -para completar este recorrido recomendamos el artículo de José Pablo Feinmann “La verdad ha muerto” que escribió mucho antes de que se hablara de la posverdad-, pero podemos afirmar que hablar hoy de verdad, mentira y realidad no tiene nada que ver con lo que aquellos griegos decían.

Hay filósofos que señalarán que la realidad es amorfa y que requiere de interpretaciones que le den sentido, lo que implica, entonces, que no es objetiva; y si ésta no es objetiva entonces, ¿cómo definimos la verdad?

En el medio de este panorama, en 2016 aparece la nueva palabra del año: post-truth, la posverdad. Y con la irrupción de este ¿nuevo? concepto, se ponen en juego también los otros dos (realidad y mentira).

La posverdad es algo así como afirmar que importan más las emociones o creencias personales que nos provoca lo que leemos que los hechos contrastados; o bien que es inventar historias verosímiles que confirmen nuestras creencias. Pensándolo bien, tal vez aquel enfrentamiento entre sofistas y filósofos era un antecedente de la posverdad…

 

Como afirma Darío Sztajnszrajber en diversas entrevistas, si bien no hay (todavía) una teoría filosófica de la posverdad, ya que el concepto lo instaló el periodismo, la posverdad necesita de categorías filosóficas para ser pensada. Por eso necesitamos a Nietzsche y su afirmación de que “no hay hechos, sólo hay interpretaciones”. Por eso también necesitamos a Heidegger y a Foucault y a Hanna Arendt quienes teorizaron directa o indirectamente sobre la relación del poder con la verdad.

Es evidente que necesitamos urgentemente pensar qué preguntas nos van a ayudar a desarrollar pensamiento crítico y que nos guíen a buscar respuestas. Por ejemplo: ¿lo contrario a la verdad es la mentira?, ¿o es la falsedad?, ¿la posverdad es mentir?

Josep María Terricabras, filósofo catalán, dice que la filosofía es un arma de defensa personal porque nos da herramientas intelectuales para enfrentarnos al mundo. Es importante, eso sí, no demorar mucho y comenzar a ofrecer estas herramientas a niñas y niños para que no sea demasiado tarde.

 

*Gloria Arbonés es profesora de Filosofía, especializada en Filosofía para Niñxs. Dirige el GrupIREF en Centro de FpN de Catalunya y da clases de Didáctica de la Filosofía en la Univ. de Barcelona.

 

Recent Posts
Contactanos

Nos interesa tu opinión! Por favor escribinos y te responderemos a la brevedad!

Not readable? Change text. captcha txt